LlamarPresupuesto

Oasis de Egipto: cuáles hay y cómo son. Toda la información para tu viaje

Los oasis de Egipto surgen, como por arte de magia, en mitad del implacable desierto. Un paisaje natural que ya fascinó desde la Antigüedad, como demuestra el nombre que les dio Herodoto: “islas sagradas”. En esta sección te contamos cuáles son los oasis de Egipto, dónde se encuentran y, lo más importante para tu viaje, qué puedes visitar en ellos. Nuestra agencia se encargará de configurar un programa de viaje a tu medida, visitando varios de ellos o permaneciendo en uno, que te servirá de base para descubrir otros lugares de interés en su entorno.

[toc]

Qué son y cómo son los oasis de Egipto

En la actualidad, los oasis de Egipto se nos presentan como islas de vegetación rodeadas del más árido desierto. Sin embargo, no siempre fue así. O al menos, no exactamente. Miles de años atrás, el actual desierto era más bien una sabana donde no resultaba tan infrecuente encontrar manantiales y cursos de agua naturales, y donde las lluvias no eran tan extraordinarias. 

Sin embargo, el calentamiento paulatino del clima hizo que toda esta zona se desecara de forma extrema, eliminando prácticamente todo rastro de agua en la superficie. Sin embargo, se mantuvieron importantes acuíferos en el subsuelo, aflorando de forma natural en algunos puntos y siendo explotados por el hombre a través de pozos, gracias a la porosidad del terreno.

En un ambiente tan árido, los oasis de Egipto permanecieron como islas vegetales en torno a los cuales se establecieron poblaciones de diferente tamaño. Y pese a que las condiciones de vida pueden parecer extremas, en algunos momentos gozaron de una gran prosperidad. Esto es así porque resultaban de gran necesidad para las caravanas de beduinos del desierto, que se veían obligados a parar en ellos durante sus largos viajes. 

Además, en los oasis se realizaban labores de intermediación y de depósito, lo que dejaba más margen de maniobra y beneficio a los habitantes de estos oasis. ¡Egipto tenía aquí auténticas ‘estaciones de servicio con peajes’ al estilo antiguo! Y la base de aquellas rutas es hoy la red de carreteras que unen los oasis de Egipto entre sí.

Unas paradas obligatorias que, en ocasiones, también lo eran para las expediciones organizadas por los propios faraones. En ellas, se buscaban bienes de lujo, como podría ser el oro, el ébano, el marfil o minerales preciosos. Y su planificación se hacía siempre teniendo en cuenta la ubicación de los oasis de Egipto.

Además de esta importancia económica, los oasis de Egipto también la tuvieron a nivel geoestratégico, especialmente los situados en el Desierto Occidental, también llamado Desierto Líbico: suponían toda una frontera con los vecinos del oeste, los hicsos, que representaban una auténtica amenaza, como se demostró con la conquista del país que protagonizaron en el Segundo Periodo Intermedio.

Por todo ello, los oasis de Egipto no eran entidades independientes y nunca se consideraron territorios ‘extranjeros’, sino que quedaban bajo el dominio y control de los faraones. En los primeros tiempos (Imperio Antiguo), cuando la capital estaba en Tebas o Menfis, eran dirigidos directamente por su administración central. Y más adelante, a partir del Imperio Medio, contaron con administradores propios, aunque siempre controlados desde la capital, Tebas (actual Luxor)

Por otro lado, por su ubicación aislada y casi inaccesible, los oasis de Egipto se presentaban como los lugares idóneos para el exilio de los adversarios de los faraones, de lo que hay algunos ejemplos documentados. En la actualidad, también son muchas las personas que se ‘exilian’ en ellos, pero de una forma muy diferente: viajar a los oasis de Egipto es una forma inmejorable de desconectar del estrés del día a día y de encontrar la paz y tranquilidad tan ansiada en las vacaciones.

Los Oasis de Egipto

¿Cuáles son los oasis de Egipto?

Es difícil cuantificar el número exacto de oasis de Egipto, pero a nivel turístico (que es lo que interesará a lectores-viajeros como tú) no son tantos. La mayoría de ellos se encuentran en el Desierto Occidental o Líbico, aunque en puntos geográficos muy distantes entre sí. Menos numerosos y frondosos son los situados al este del río Nilo: en el Desierto Oriental o Arábigo, entre el Nilo y el Mar Rojo, no hay ninguno destacado, pero alguno sí merece nuestra atención en la Península del Sinaí, que en realidad es la prolongación natural de dicho desierto. Veámoslo.

Oasis de El Fayum

Es el más grande de los oasis de Egipto, el más cercano a El Cairo y el más ligado al río Nilo. De hecho, tiene una historia y un desarrollo propio, con un estrecho nexo de unión a los avatares del Antiguo Egipto. En la actualidad, representa uno de los lugares favoritos para las escapadas de los cairotas. A él y a sus atractivos turísticos le dedicamos una página entera.

Oasis de Fayoum

Oasis del Desierto Occidental

A varios cientos de kilómetros al oeste del Valle del Nilo, a una latitud paralela a lo que se suele considerar el Egipto Medio, se encuentran tres de los oasis de Egipto en los que nuestra agencia tiene una gran experiencia:

  • Oasis de Bahariya: ha experimentado un gran auge turístico gracias al descubrimiento relativamente reciente del Valle de las Momias de Oro. Además, es una base inmejorable para otras excursiones en el entorno, como el Desierto Blanco, el Desierto Negro o las Montañas de Cristal. Aquí puedes encontrar más información
  • Oasis de Dakhla: en su entorno hay pequeñas poblaciones, con vestigios de la época faraónica y de tiempos medievales. Aquí tienes más detalles
  • Oasis de Kharga (o El Jaliyá): es el mayor de los oasis de Egipto en el Desierto Occidental, con importantes vestigios de la época grecorromana y cristiana

Además de estos oasis de Egipto, cabe mencionar el de Siwa, situado mucho más al norte y en las cercanías de la frontera libia. Su fama se debe, en buena medida, al oráculo que existía en él. En la actualidad, resulta una excursión factible desde los destinos vacacionales del Mar Mediterráneo, en especial Marsa Matruh.

Oasis de Bahariya

Oasis de la Península del Sinaí: Santa Catalina

Además de los oasis de Egipto en el continente africano, merece la pena darse una vuelta por la desértica Península del Sinaí, de carácter más árido y, en su zona sur, más montañosa. Aquí precisamente se ubica el oasis de Santa Catalina, que tiene una gran importancia para el turismo religioso. Los viajes de peregrinación tienen como destino el monasterio de Santa Catalina y el cercano Monte Sinaí, tan importante para cristianos y judíos.

Si quieres viajar a los oasis de Egipto, ponte en contacto con Egipto Exclusivo. Nos encargaremos de organizar hasta el mínimo detalle, en alojamiento sorprendentes, con visitas temáticas de interés y con todos los servicios a medida, como el transporte o las comidas. ¡Confía en una agencia con enorme experiencia en los oasis de Egipto!

Oasis en el Sinaí

Más información sobre los Oasis de Egipto

¿Vas a visitar El Fayum y necesitas información para organizar tu viaje? aquí te contamos todo para no perder detalle en este oasis

El oasis de Siwa es uno de los más fascinantes de Egipto. Aquí encontrarás una breve guía que te ayudará en la planificación de tu viaje

¿Recopilando información para viajar al oasis de Bahariya? toma nota de lo que te contamos aquí ¡Somos una agencia con experiencia!

Para viajar al oasis de Dakhla necesitarás informarte sobre qué ver, cómo llegar y otros detalles prácticos. ¡No te lo pierdas!

Si quieres realizar un viaje al oasis de Kharga, aquí te proporcionamos la mejor informacion: qué ver, cómo llegar y mucho más

Para planificar tu viaje al oasis de Santa Catalina, Egipto Exclusivo te ofrece una guía práctica con toda la información sobre este destino

¿Te gustaría descubrir el oasis de Farafra? En esta página te contamos dónde está, qué ver y cómo organizar tu viaje de la mano de nuestra agencia